Edificio de la Cruz Roja Estuvo Abandonado por 30 Años

ECATEPEC
  • Fue hogar de indigentes, lo rescata el gobierno de Ecatepec.

 

Por Luis Ayala Ramos

Ecatepec, México a 17 de marzo 2021.- El gobierno de Ecatepec inició el rescate del antiguo edificio de la Cruz Roja, conocido como “El Castillo”, ubicado en la colonia Jardines de Ecatepec, cuya construcción inició a finales del siglo XIX y concluyó a principios del XX, el cual durante casi 30 años estuvo abandonado y fue hogar de indigentes.

En enero del 2020, el alcalde Fernando Vilchis Contreras acordó con representantes del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) la creación de un Corredor Cultural en Ecatepec, que contempla el rescate y rehabilitación de edificios e inmuebles históricos del municipio.

Entre ellos están la vieja estación del ferrocarril de San Cristóbal y el llamado Puente de Fierro, así como la antigua sede de la Cruz Roja, los tres que durante muchos años permanecieron en el abandono.

El llamado “Castillo” fue habilitado como sede de la Cruz Roja en Ecatepec en 1966 y estuvo en servicio durante 23 años, hasta 1989, cuando fue sustituido por un nuevo centro médico.

Vilchis Contreras informó que el objetivo de estas acciones es rescatar el histórico inmueble  y al mismo tiempo mejorar la imagen urbana  de la localidad, lo que además promueve la sana convivencia y disminuye los índices de violencia.

Vilchis Contreras aseguró que las labores en el antiguo edificio de la Cruz Roja se llevan  a cabo a través de las direcciones de Servicios Públicos, Gobierno, Seguridad Pública y el Sistema Municipal DIF Ecatepec.

Por ahora los esfuerzos de las autoridades municipales se concentran en el exterior, el sótano y la planta baja del lugar, que fueron pintados de color blanco. Cabe mencionar que durante años el espacio fue vandalizado y por periodos ocupado por personas en situación de calle para pernoctar.

El inmueble tiene 13 metros de frente y 15 de fondo. Su edificación fue realizada en el antiguo barrio de San José Jajalpa e incluso fungió a mediados del siglo XX como sede de la Junta de Mejoramiento, Moral, Cívico y Material de esa comunidad, pero con el paso de los años el barrio fue dividido y renombrado en distintas zonas, incluida en la que está ubicado “El Castillo”.

De  acuerdo con datos de los archivos municipales, el antiguo edificio fue construido a finales del siglo XIX  y principios del siglo XX y existen varias leyendas en torno a él.

Al parecer su propósito original fue servir como casa de  un hombre catalán de nombre Juan Boté, el cual más tarde la puso en venta sin éxito, en medio de los albores de la Revolución Mexicana.

Años después la vieja casona fue alquilada a una familia norteamericana de apellido Grant, que se presume huía de las consecuencias sociales y políticas que la Segunda Guerra Mundial estaba  causando en su nación. Sin embargo, sus integrantes murieron  y la propiedad quedó abandonada.

Frida C.


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *